El Cobre contra la enfermedad

Los Coronavirus son frecuentes en los seres humanos y provocan enfermedad de los sistemas del tracto respiratorio superior e inferior, tales como el resfrío común o la neumonía. Si bien la mayoría de estos virus no generan un malestar severo, ciertos Coronavirus pueden ser letales, como por ejemplo el Síndrome Respiratorio Agudo Severo (SARS, por su sigla en inglés), que provocó más de 775 muertes en China en el año 2002-2003. Actualmente, un nuevo Coronavirus, conocido como el Síndrome Respiratorio del Medio Oriente (MERS), que ha truncado la vida de 175 personas en Arabia Saudita desde el año 2012, apareció recientemente en los Estados Unidos y en mayo se han denunciado dos casos.

Los análisis preliminares realizados por Copper Development Association (CDA) en el año 2010 demostraron que las aleaciones sólidas de cobre desactivan eficazmente en 30 minutos el Coronavirus humano 229E de la cadena ATCC VR-740. Los investigadores prevén que el cobre tendrá un efecto similar sobre el coronavirus MRS puesto que ambos son especies virales con genoma de ARN de cadena sencilla con polaridad positiva.

Los Coronavirus tales como el MERS son transmitidos en el aire a través de la tos o el estornudo, el contacto personal como por ejemplo el saludo de manos con una persona infectada, o el contacto con objetos o superficies contaminadas y tocarse luego la boca, la nariz o los ojos. Si bien el riesgo puede ser reducido tomando medidas preventivas como por ejemplo el lavado frecuente de manos, la investigación de CDA demuestra que las superficies de contacto realizadas en cobre eliminan el Coronavirus humanos al contacto y podría ser una solución real para reducir las infecciones de MERS.

Los análisis de laboratorio realizados por el Profesor C. William Keevil y la Universidad de Southampton en el Reino Unido han demostrado que las aleaciones sólidas de cobre desactivan otros virus, incluyendo la gripe A y norovirus y refuerzan la capacidad única e inherente del cobre de inactivar un amplio rango de virus. Además, se ha demostrado de manera convincente en los estudios publicados sobre la base de la investigación del Profesor Keevil que las superficies de aleaciones sólidas de cobre matan un amplio rango de bacterias, incluyendo el Clostridium difficile y sus esporas.

Recientemente, la investigación de CDA sobre las propiedades antibacteriales del cobre se trasladó del laboratorio a un ámbito clínico de un centro salud donde las superficies comunes de contacto de los pacientes han sido reemplazadas con superficies de contacto de aleaciones sólidas de cobre en tres hospitales de los EE.UU. El resultado fue una sorprendente reducción del 58% en las infecciones hospitalarias en quienes se encuentran en la unidad de cuidados intensivos mediante la mera introducción de aleaciones de cobre en las superficies de contacto frecuente por los pacientes y trabajadores de la salud *.

*C Salgado et al Infection Control and Hospital Epidemiology (ICHE), mayo de 2013, Vol 34, N°5.

Sobre el Cobre Antibacterial
* Los análisis de laboratorio demuestran que, cuando se limpian con frecuencia, las superficies de cobre antibacterial matan más del 99,9% de las siguientes bacterias dentro de las dos horas de exposición: MRSA, Enterococcus faecalis resistente a la Vancomicina (VRE), Staphulococcus –aureus, Enterobacter aerogenes, Pseudomonas aeruginosa, y E. coli O 157:H7. Las superficies de cobre antibacterial son un complemento y no sustituyen las prácticas estándar de control infectológico y se demostró que reducen la contaminación bacterial, pero no necesariamente evitan la contaminación cruzada; los usuarios deben seguir utilizando todas las prácticas corrientes de control de infecciones.

 

Fuente: Copper Development Association
Copper Development Association Inc. es el brazo de los servicios de información, ingeniería, desarrollo de mercado de la industria cuprífera, inscripta para optimizar y ampliar los mercados del cobre y sus aleaciones en América del Norte. Para mayor información, visite nuestro blog o síganos en Twitter.

El molibdeno, mineral esencial en aceros aleados.

El molibdeno, es un mineral que posee una particularidad: su dureza extrema.

Ello hace que solo se queme a temperaturas por encima de los 600°C.
Para aumentar su dureza, se lo utiliza en aleaciones que potencian su resistencia a la corrosión.

Estas características hacen que se lo utilice en la fabricación de aviones, automóviles y en la construcción, formando parte de piezas y estructuras de acero que exigen gran resistencia.

El molibdeno es un metal que se extrae de la moderna Planta de Molibdeno del yacimiento de Bajo de la Alumbrera, en la provincia de Catamarca.

Para la puesta en marcha de la planta en 2008, Minera Alumbrera invirtió $15.5 millones,  y en su construcción y desarrollo trabajaron más de 100 empresas nacionales y mano de obra local. Su mantenimiento involucra gran cantidad de empresas nacionales.

Gustavo Jaime, es el supervisor de la Planta de Molibdeno, trabaja en Alumbrera desde hace 14 años.

Gustavo comenta: “Mi trabajo es asegurar la producción efectiva de la extracción del molibdeno y la seguridad en todo el grupo de trabajo y, por otro lado, conservar y respetar los controles medioambientales que se exigen para esta operación. La extracción de molibdeno es una cuestión compleja, pero toda la tarea se hace con gran responsabilidad y mucho profesionalismo”.

La producción de molibdeno en 2012 fue de 3.233 toneladas de concentrado.
Una vez obtenido el producto, sale con destino a Chile en maxisacos prácticamente secos ya que solo mantienen un 3% de humedad y con un 48% a 50% de molibdeno.

Roberto Oscar Montero, Superintendente de Metalúrgica, comenta que, «Son buenos los niveles de calidad del producto que producimos. Los controles y el cuidado que imponemos son claves en el proceso».

La Planta de Molibdeno de Minera Alumbrera cumple 6 años, proveyendo un mineral clave para la industria de la aviación, automotriz y construcción.

Fuentes: Informe de Sostenibilidad.

Freno al cambio climático, con el cobre

La International Copper Association –o Asociación Internacional del Cobre– realizó una investigación sobre el impacto del cobre en el cambio climático. Y la primera conclusión es que ese mineral ayuda a frenarlo.

En el estudio titulado “Contribución del cobre para combatir el cambio climático”, desarrollado por la International Energy Initiative, se analiza el aporte del cobre para reducción las emisiones de dióxido de carbono o CO2.

La investigación indica que “En los distintos casos que abordó el estudio, se detectó que por cada kilogramo adicional de cobre en un equipo determinado, es posible obtener reducciones de emisiones de CO2, calculadas en toneladas anuales, a través del logro de una mayor eficiencia energética.

Así, por ejemplo, por cada 0,65 kg adicionales de cobre que se agregan a un motor eléctrico podemos aumentar su eficiencia energética en 4%, lo que significa un ahorro de 17.000 kWh y la reducción de 5700 kg de CO2 al año, en promedio”.

El cobre, también conocido como el “metal rojo”, llega a la gente a través de la industria minera, realizada con respeto medioambiental y según normas internacionales.

Fuente: “El cobre es un real aporte a la salud de nuestro planeta. Cobre, contribuye para frenar el cambio climático”.

Una flamante sala de Pediatría

En Belén, Catamarca, se inauguró la Sala de Pediatría del hospital local.

Minera Alumbrera invirtió  $ 400.000.

El director del Hospital Regional de Belén, Juan Leiva, comentó que la obra “era prioridad porque el niño siempre es una cuestión especial para toda la sociedad”.

Por su parte, María Manuela Ávila, jefa del Área Programática, explicó que “los pacientes ganaron en confort y comodidad, mientras que los profesionales pueden realizar su trabajo de manera más organizada”.

Y Mariela Teme, jefa de servicio manifestó orgullosa que “es un sueño cumplido para la comunidad de Belén. Esto nos permite brindar una mejor atención en todo sentido”.

 

Fuente: “Primero están los niños”, página 11 de la revista Alumbrera. Acercarnos para conocernos, No. 32.

El Día del Geólogo

El 9 de Junio se conmemora el Día del Geólogo.

La geología es la ciencia que estudia la composición y estructura interna de la Tierra y los procesos por los cuales ha ido evolucionando a lo largo del tiempo geológico.

Alrededor de 5.000 geólogos trabajan actualmente en Argentina desempeñando sus actividades en ámbitos académicos y de investigación, y en empresas privadas dedicadas a estudiar, explorar y explotar los recursos naturales.

La geología ha evolucionado en el tiempo hacia múltiples ramas y especialidades, que incluso se han transformado en ciencias independientes, como la geoquímica, geofísica o la paleontología.

El geólogo, a través de la observación del presente, busca reconstruir el pasado, y desde allí, proyectar sobre el futuro.

Saludamos a todos los geólogos en su día.

 

El Día del Periodista, Sarmiento y la minería

Minera Alumbrera saludó a todos los profesionales del periodismo en su día, 7 de junio.

En esa fecha se recuerda el día de la fundación de la “Gazeta de Buenos Ayres”, primer periódico de la etapa independentista de Argentina, creado por Mariano Moreno.

Además, la empresa recordó que uno de los mayores impulsores de la actividad minera fue un periodista y también maestro, escritor, estadista y militar.

Se trata de Domingo Faustino Sarmiento.

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuente: “7 de junio, Día del Periodista”.

Día mundial del medio ambiente

Un día especial que en Minera Alumbrera honramos en nuestra gestión diaria.

En el Día Mundial del Medio Ambiente creemos importante destacar nuestro empeño en sostener una posición de liderazgo en la industria minera en lo que respecta al desempeño ambiental. Los 2.400 empleados trabajamos a diario con esa meta y nos esforzamos por marcar la diferencia.

El principal objetivo ambiental en la gestión de la operación es preservar y mitigar los posibles impactos que puedan afectar los recursos naturales y rehabilitar el entorno a las condiciones preexistentes cuando sea viable. Estamos abocados al cuidado del medio ambiente y protegemos con responsabilidad el entorno natural del yacimiento y de las comunidades vecinas, donde vive la mayoría de los empleados con sus familias.

Considerando los principales riesgos ambientales de la actividad minera, nos enfocamos en trabajar en el marco del desarrollo sostenible. Por ello, buscamos un uso eficiente de los recursos naturales, rehabilitamos el suelo, disminuimos los desechos, protegemos la biodiversidad.

Los permanentes controles externos por parte de entes reguladores y la autoridad de aplicación garantizan la transparencia de nuestra gestión, que es llevada adelante mediante procesos planificados y procedimientos estandarizados.

En función de trabajar en armonía con el ambiente, en Alumbrera buscamos consolidar las iniciativas de protección y conservación in situ de los hábitats que contienen la biodiversidad, al tiempo que fomentamos las acciones encaminadas a rescatar y rehabilitar ecosistemas. Nuestros esfuerzos están orientados hacia una política forestal que prioriza el manejo sostenido de plantaciones y bosques nativos, sin introducir especies exóticas.


Durante su proceso migratorio, las “Parinas Grandes”, de la familia de los flamencos, descansan cada año en el dique de colas de Minera Alumbrera.
Programas de conservación

Al programa de forestación con algarrobos que llevamos adelante desde 2008 hemos sumado el Proyecto Jatropha para la producción de biodiesel, una iniciativa para crear beneficios ambientales a través de su cultivo. La iniciativa de este proyecto tiene como propósito el desarrollo económico de las comunidades de Belén, Andalgalá y Santa María (zona de influencia directa del yacimiento Bajo de la Alumbrera), a través de la obtención de biocombustible.

El proyecto piloto para el desarrollo de cultivos energéticos es innovador en la zona y se encuentra alineado con el desafío mundial de producir energía limpia y amigable con el medio ambiente.

Esperamos alcanzar un área de cultivo inicial de 100 hectáreas para la producción de biodiesel (y briquetas de madera como subproducto). Una etapa de implantación de 10 hectáreas comenzó en diciembre de 2011 en las localidades de Amanao y Malli (departamento Andalgalá) y prevé la puesta en producción hasta alcanzar la superficie total esperada, año tras año. Los terrenos son proporcionados por los productores locales con el requisito de no estar ocupados por otros cultivos tradicionales. Por su bajo requerimiento hídrico, puede ser implantada en terrenos marginales y no aptos para otros cultivos.

El incremento en superficie de la producción de este cultivo favorecerá la producción de energías alternativas. Se dieron cursos de capacitación a los productores en Andalgalá y Belén, y está previsto continuar en Santa María.

El fruto de la Jatropha es utilizado en la fabricación de biocombustibles debido a que el 30% del peso total de la semilla es aceite. La vida útil de la planta puede llegar hasta 50 años.


El productor Pedro Andrada cuenta con dos hectáreas del cultivo bioenergético de Jatropha en La Puntilla, Belén.

 

Uso del agua

Aseguramos la confiabilidad de las herramientas de gestión utilizadas para el uso racional y la conservación del agua, controlando la interacción de los procesos productivos con los acuíferos regionales, vigilando y midiendo nuestros consumos y comparándolos con nuestros objetivos.

Trabajamos en la minimización del impacto por el uso de este recurso y nos focalizamos en optimizar año tras año el uso de agua reciclada. Un 75% del agua utilizada es reciclada y 25% agua fresca.

El reciclado de agua en el dique de colas constituye un modelo de la economía del recurso y se lleva a cabo mediante un sistema de captación al pie del murallón del dique que recupera el agua y la conduce nuevamente a la planta concentradora. Uno de los objetivos fundamentales del sistema es garantizar que las aguas del proceso sean recuperadas en su totalidad, no saliendo del límite de la concesión, asegurándonos de que mantenemos inalterada la calidad de las aguas naturales de la zona.

La autoridad de aplicación provincial vigila el cumplimiento de los consumos permitidos del agua subterránea y de las normas vigentes en cuanto a calidad.

 

Uso de energías alternativas

Entre las iniciativas basadas en el uso de energías renovables para reducir el consumo de energía térmica, desde 2010 venimos avanzando en un proyecto de aprovechamiento de la energía solar. Comenzamos a medir la captación de energía en Campo del Arenal, cuenca de donde se extrae el agua que se utiliza en el proceso. Posteriormente, se cuantificaron las necesidades domésticas de energía de las comunidades de los alrededores del yacimiento.

Se creó una planta piloto en la mina -homóloga a la que se podría instalar en las comunidades cercanas- para reemplazar la generación de energía con combustibles líquidos, debido a que los generadores donados necesitan de la provisión constante de combustible, mientras que las plantas solares tendrían un mantenimiento anual. La planta genera 3 KW y emplea celdas de alta concentración, diferentes a los paneles solares tradicionales.

 

Residuos

Otro de los temas de gran relevancia en nuestra agenda es la mejora continua en el manejo controlado de los residuos que generamos. Los residuos peligrosos -aceites, grasas, trapos con hidrocarburos- son acopiados en el sitio de mina para su posterior transporte y disposición final con empresas autorizadas.

En lo que se refiere a residuos domésticos continuamos con la clasificación y segregación de los residuos en el lugar de trabajo y con los programas de reciclado de materiales. Orientamos la recolección diferenciada de cartón y plástico a obtener recursos económicos para apoyar el desarrollo integral de la Fundación del Hospital Garrahan y al Pequeño Cottolengo Don Orione de Tucumán, contribuyendo también a la protección del medio ambiente. En 2013 recolectamos 84,6 toneladas de este tipo de materiales.

Así, contribuimos a preservar el medio ambiente, ya que con cada tonelada de papel o cartón reciclado se salvan 17 árboles medianos, que demoran entre 10 y 20 años en crecer. Además, reciclando papel se ahorra 70% de agua y 45% de la energía que se utiliza para su fabricación.

Asimismo, enviamos 1.404 toneladas de chatarra para fundición. La disposición final de este material, luego de ser fundido, son barras de aceros que son comercializadas nuevamente.

En cuanto a lo residuos electrónicos, En 2013 se enviaron a disposición final 8,16 t de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE). Junto con las del año anterior suman 16,31 toneladas. Los RAEE generados en Alumbrera se acopian de manera separada en el sitio de mina para luego enviarlos a disposición final con un operador autorizado para su tratamiento.