Nueva etapa operativa en Minera Alumbrera

Minera Alumbrera anuncia una nueva etapa en la explotación del yacimiento cuprífero Bajo de la Alumbrera, ubicado en la provincia de Catamarca, que se encuentra en operación desde 1997.

Luego de la finalización de la explotación a cielo abierto en julio de 2018, Minera Alumbrera comenzará una nueva modalidad de producción al desarrollar la explotación subterránea de Bajo de la Alumbrera, lo cual extenderá la vida útil del proyecto a 10 años.

Para ello, la UTE Minera Alumbrera-YMAD invertirá US$161 millones principalmente entre 2018 y 2019, que se irán incrementado durante la operación hasta alcanzar un total cercano a US$280 millones.

Luego de una etapa de desarrollo de tunelerías e infraestructura durante 16 meses, la producción de mineral bajo esta nueva modalidad comenzará en el segundo semestre de 2019.

El emprendimiento tendrá un volumen de producción de 87.000 toneladas anuales de concentrado de cobre, y requerirá recursos técnicos y humanos acorde a este nuevo nivel productivo.

La continuidad del proyecto extenderá la generación de beneficios para las comunidades, la provincia de Catamarca, el estado nacional y los socios de Alumbrera, en materia principalmente de regalías, ingresos fiscales, participación y dividendos, además de seguir contribuyendo de modo virtuoso a la cadena de valor local.

“Desde hace varios años venimos trabajando intensamente en la planificación detallada del cierre de mina, pero a la vez nuestra visión siempre ha sido dar continuidad a la investigación para encontrar nuevos horizontes que permitan extender la vida útil del yacimiento. Eso es lo que hemos logrado, con la consecuente generación de beneficios socioeconómicos para las comunidades aledañas, mediante una gestión basada en el desarrollo sostenible”, explicó Raúl Mentz, gerente general de Minera Alumbrera.

“A partir de las nuevas políticas mineras implementadas se pudo extender la vida útil de la operación a cielo abierto hasta el primer semestre de este año y, luego de los correspondientes estudios técnicos, fue posible prolongarla aún más a través de la modalidad subterránea. Celebramos esta importante inversión, que da una muestra de confianza en el país y en la provincia de Catamarca. Estamos orgullosos del nuevo rumbo del primer gran proyecto minero que ha tenido la Argentina, el cual continuará generando oportunidades de crecimiento para la región noroeste”, concluyó Mentz.

Mejoras en seguridad

En Minera Alumbrera tenemos el compromiso de lograr prácticas líderes en la industria minera en relación con la Salud y la Seguridad.

Proteger la seguridad de nuestra gente y mantener un ambiente de trabajo saludable y libre de lesiones conforman la máxima prioridad.

En todos los casos trabajamos para cumplir o exceder los requerimientos legales porque creemos que todos los incidentes y enfermedades ocupacionales se pueden prevenir.

Procuramos mantener un entorno de trabajo seguro en el que no se registren lesiones ni enfermedades ocupacionales. Para ello, Minera Alumbrera cuenta con un Sistema de Gestión de Seguridad y Salud Ocupacional, que permite prevenir incidentes, eliminar o reducir los riesgos y mejorar el rendimiento.

Para tener una operación segura no sólo debemos contar con equipamiento técnico apropiado, sino lograr que el personal tome las decisiones adecuadas para prevenir daños, lesiones o enfermedades relacionadas con el lugar de trabajo.

Nuestros empleados y colaboradores asumen el compromiso de entender y seguir los procedimientos de seguridad de la operación y reportar prontamente cualquier circunstancia que pueda representar una amenaza para ellos, otras personas, nuestra propiedad, el medio ambiente o nuestras comunidades vecinas.

En 2017 logramos una reducción de 25% de los incidentes respecto de 2016; en 2017 registramos un solo incidente con tiempo perdido.

Los trabajadores reciben entrenamiento en todas las herramientas proactivas tendientes a obtener cero incidentes, utilizadas para la gestión de la seguridad, entre ellos, reuniones diarias antes de comenzar la jornada laboral, análisis de riesgo y observaciones de seguridad.

Cuidado del patrimonio arqueológico

Desde la etapa de factibilidad hasta la construcción de las grandes obras necesarias para el desarrollo del proyecto Bajo de la Alumbrera, ubicado en Catamarca, Minera Alumbrera ha tomado medidas preventivas para salvaguardar los bienes culturales de la región.

La línea eléctrica que brinda energía al proyecto minero se extiende desde El Bracho, en Tucumán, hasta la mina, en Catamarca. Antes y durante la construcción de la línea de alta tensión se realizaron estudios de investigación arqueológica, a cargo de Norma Ratto, doctora en Arqueología de la Universidad de Buenos Aires.

El hallazgo de sitios arqueológicos en excelente estado de conservación implicó llevar adelante medidas para mitigar impactos y proteger el patrimonio cultural. A fin de preservar estos bienes públicos, se tomaron acciones para monitorear y recomponer el corredor de infraestructura sur y norte del emprendimiento.

Las acciones concretas se enmarcaron en una visión de desarrollo sostenible, con miras a la preservación de esos valores culturales para las próximas generaciones. Bajo esta mirada, se logró la construcción de una línea de base que podría ser utilizada para llevar adelante emprendimientos de turismo cultural, que contemplen el uso público de esos bienes culturales.

Se realizó un estudio catastral, la planimetría y las excavaciones sistemáticas con registro y documentación de sitios arqueológicos emplazados en las trazas de la obra eléctrica. Las medidas fueron tendientes a proteger las piezas de los agentes naturales y antrópicos. Los trabajos realizados implicaron no sólo que no se generara impacto sobre este patrimonio, sino que se obtuvo un mejoramiento de su conservación.

Anualmente se realiza el monitoreo de los sitios arqueológicos que fueron descubiertos y/o intervenidos durante las etapas de diseño y construcción de la línea de alta tensión y del mineraloducto, con mayor énfasis en las zonas clasificadas como sensibles arqueológicamente.

Los trabajos de monitoreo tiene como función controlar la eficacia de las medidas adoptadas para controlar la relación entre los impactos estimados y los acontecidos.

Campo de petroglifos

El tendido eléctrico de Minera Alumbrera en el sector sur del valle de Santa María se extiende desde la localidad de Punta de Balasto hasta Andalhuala. En esta área, en el faldeo occidental de la Sierra de Aconquija, se encuentra un campo de petroglifos.

Los estudios realizados profundizaron los aspectos iconográficos de los motivos grabados, pero no existía una planimetría que diera cuenta de la localización, como tampoco una fototeca para documentar su estado de conservación. Se relevaron petroglifos, que presentan una combinación de distintos motivos grabados. Cada roca con grabados fue identificada con un número para remitir a su localización en el espacio y la documentación se realizó con fotografía digital.

Ampajango y Alto Caspinchango se identificaron como áreas con mayor sensibilidad arqueológica, además del camino La Banda-Andalhuala, denominada Zampay y Puesto Campos. Estos sitios se seleccionaron por presentar la mayor frecuencia relativa de petroglifos, como también por contar con la infraestructura adecuada para una futura puesta en valor del sitio arqueológico.

Se pueden citar variados ejemplos del trabajo de mitigación de impacto ambiental de alcance arqueológico que ha llevado adelante Minera Alumbrera en las distintas etapas del proyecto minero, pero particularmente el relevamiento realizado generó una línea de base indispensable.

Gracias a este proyecto se tiene el conocimiento de los actuales ocupantes de las tierras, del estado de conservación del patrimonio estudiado y de su planimetría. Estos pilares facilitan el diseño de los planes de manejo, que son las herramientas imprescindibles para que el uso público se realice dentro de parámetros que garanticen la salvaguarda de los bienes culturales.